• La flota de más de 260 vehículos de los cuales 29% son eléctricos, híbridos o a gas lo que impacta positivamente la huella de carbono.
  • Las baterías de estos vehículos se recargarán con energía eléctrica proveniente de la combustión de los mismos residuos que transportan.
  • En el 2022 lograron 280 mil recolecciones exitosas para 2023 se espera lograr 1 Mil recolecciones diarias de residuos industriales, hospitalarios, aprovechables entre otros consolidando un total de 360 mil recolecciones a nivel nacional.

El consumo responsable con el medio ambiente se ha convertido en una necesidad. De acuerdo con un estudio de sostenibilidad de IBM en el 2022, personas de todo el mundo han incrementado el interés frente a este tema, el 47% de los consumidores encuestados están dispuestos a pagar más por marcas que sean sostenibles y/o ambientalmente responsables.

Es por esto por lo que Atica, una marca con 30 años de trayectoria líder en gestión de residuos y aguas industriales presenta que en el 2022 complemento una flota de vehículos para la recolección de residuos tanto peligrosos como ordinarios con un total de 260 móviles de los cuales el 29% son eléctricos, híbridos o a gas, que impacta positivamente la huella de carbono.

Estos vehículos son 100% eléctricos, catalogados como camiones eléctricos de 4 toneladas y camionetas tipo van de 1 tonelada; lo que aporta a la conciencia ambiental, con una reducción de la emisión de cerca de 240 toneladas de CO2 por año. Este impacto ambiental positivo, beneficiará de igual manera a más de 500 generadores de residuos; debido a que ellos impactan las emisiones atmosféricas de la flota de vehículos que recogen sus residuos.

De acuerdo con Mauricio Abondano, Gerente Comercial de Atica, “Hoy contamos con una flota que usa alguna fuente de energía amigable con el medio ambiente (gas natural, híbrido y eléctrico) esto nos permite llegar al 29% de una flota sustentable, amigable con el medio ambiente; cuyo objetivo es reducir alrededor de 1.151 Ton por año de emisiones de CO2”.  

Estos vehículos de carrocería liviana modificada compensan el peso de las baterías que usan como fuente principal de energía. Son diseñados con especificaciones de bajo peso y autonomía para operar en ciudades de tráfico denso como Bogotá y Medellín.

“Para la flota eléctrica se recargan las baterías de estos vehículos mediante la termo destrucción de los mismos residuos que transportan, pues hoy con nuestro CDR (combustible derivado de residuos) generamos vapor que podemos transformar en electricidad a través de una turbina lo que añade una etapa nunca vista en el ciclo de la economía circular de los residuos en Colombia y convierte a Atica en la única empresa en el sector con una flota de estas características.” agrega Abondano.

Finalmente, esta labor permitirá a Atica que, de cerca de 500 nuevos empleos directos, posicionándolo como una de las empresas del sector de gestión de residuos y aguas industriales con mayor sostenibilidad y conciencia ambiental.

También puede leer:

Asphalt 9: Legends lanza el Lamborghini Revuelto eSports Challenge

Ventajas del uso de la tecnología Pirelli en motos

SSANGYONG BAJA SUS PRECIOS POR CAÍDA DEL DÓLAR

 

 

 

Artículo anteriorAsphalt 9: Legends lanza el Lamborghini Revuelto eSports Challenge
Artículo siguienteDe jugador a corredor: El espíritu único de Nissan llevado a las pistas y a la pantalla grande

RESPONDER

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí